jueves, 22 de mayo de 2014

Macarons con merengue italiano, mi receta perfecta!

Tenía ganas de hacer una entrada sobre macarons desde hace tiempo. No porque yo sea una experta, nada más lejos de la realidad! Soy aficionada y principiante, pero experta en cata de macarons y experimentos, eso sí! No es que los haya hecho en muchas ocasiones, pero sí me ha dado tiempo a probar qué recetas son más sencillas, qué pasos no te debes saltar o qué tiempos debes respetar...

Mi aventura con los macarons comenzó el verano pasado. Vamos, yo los había visto en infinidad de ocasiones en los maravillosos blogs que por suerte tenemos en este país de magníficas reposteras con sus magníficas fotos, y desde luego habían llamado mi atención. Me parecían realmente bonitos, pero no los había probado para saber realmente de qué hablaban. Sin embargo, el verano pasado fuimos de vacaciones a la costa azul y como sabéis nuestros vecinos del norte son los creadores y expertos mundiales en estas delicias. Nada más llegar, cuál fue mi sorpresa cuando encontré macarons en muchos más sitios de los que esperaba... vamos, hasta el macdonald tenía su vitrina llena de macarons de colores y sabores diferentes! Una locura... me tiré de cabeza a comprar una caja con varios sabores, para opinar con criterio sobre los macarons.


Y cual fue mi sorpresa al descubrir una especie de galleta delicada y jugosa, con un intenso sabor de fondo a almendra y diferentes aromas que lo complementaban a la perfección. Los había de vainilla, de chocolate, de pistacho, de fresa... una locura! Y cada uno que probaba estaba más rico!

Así que a mi vuelta busqué y busqué muchas recetas para poder hacerlos. En la mayoría destacaban lo difícil y delicado del proceso, el macaronage, el secado... en fin, que de primeras me parecía todo un mundo. Probé con alguna receta que parecía sencilla, pero los resultados no acababan de gustarme, la verdad... estaban muy ricos, pero nada bonitos, y yo quería unos macarons de foto ;)



Hasta que un día el maestro Paco Torreblanca explicó en un programa de tv cómo hacía sus macarons con merengue italiano. Esa idea me encantó! Merengue italiano!! Eso sí que es una de mis especialidades ;) así que al menos ya tenía una parte dominada. Coger el punto a la masa me parecía más sencillo con un merengue italiano bien estable, así que comencé mi búsqueda de estas recetas. Yo siempre procuro hacer experimentos con cantidades pequeñas, y así lo hice también esta vez.

Desde el primer momento la textura y consistencia de la masa me resultó más parecida a la de las entradas y videos que había estado mirando. Y el resultado efectivamente también fue mucho más parecido. Vamos, tienen mucho que mejorar (por descontado), pero al menos a mi ya me parece mucho más presentables y bonitos ;) y por eso quería compartirlos.
Ingredientes
- 60 g de clara de huevos.
- 80 g de almendra en polvo.
- 80 g de azúcar glass.
- 70 g de azúcar.
- 20 g de agua.
- colorantes en gel (al gusto) y/o aroma.

La receta que utilizo está sacada de este magnífico blog:
http://www.tobegourmet.com/2013/06/como-hacer-el-macaron-perfecto-paso-paso.html

Separamos la mitad de las claras en dos boles diferentes. Primero vamos a preparar el merengue italiano. Ponemos en un cazo el azúcar normal (reservamos una cucharadita) con el agua y calentamos (lo ideal es tener un termómetro para controlar la temperatura, unos 130º, pero yo lo hago a ojo, cuando veo que está derretido el azúcar). Montamos las claras a punto de nieve y añadimos la cucharada de azúcar que reservamos, para que coja un poco más de cuerpo, y en un hilito vamos incorporando el agua con el azúcar caliente a las claras. Batimos hasta que quede un merengue firme y brillante.



Por otro lado mezclamos la harina de almendras y el azúcar glass. Podemos pasarlo por la picadora y darle varios golpes para picarlo aún más fino. Tamizamos un par de veces y mezclamos con la otra mitad de claras que teníamos reservadas hasta tener una mezcla uniforme. En este momento también debemos añadir el colorante o el aroma que vayamos a poner.

Un paso complicado es la mezcla de estas dos cosas: el merengue y la pasta de almendra + azúcar. Pero ponemos ambas cosas en el mismo bol y con una espátula y en movimientos envolventes lo vamos integrando, hasta tener una masa no muy espesa, pero tampoco líquida, que caiga fácilmente de la espátula. La ponemos en una manga pastelera con una boquilla redonda y preparamos una bandeja con papel de horno. Vamos haciendo círculos de unos 2-3cm... mi recomendación es comenzar a hacerlos pequeñitos, pues será más fácil que luego nos queden bien, y conforme vayamos cogiendo práctica podemos aumentarlos.



El tiempo de secado es otra cuestión importante. En mi caso, los he hecho dejándolos secar y sin dejarlos. El resultado? En cuanto a sabor no hay diferencias (aunque los que secaron quedaron un poco más huecos), pero el acabado sí es bien diferente. La principal diferencia es que los que no secaron no salieron con el famoso pie que sí tenían los otros, además, salieron mucho más lisos. En definitiva más bonitos y más parecidos a los que vemos por ahí en esas bonitas fotos. El tiempo de secado varía mucho, en función del día que haga, de la humedad de nuestra cocina, etc. Puede ir desde media hora hasta dos horas, y sabremos que están cuando al tocarlos no se nos quede pegado en el dedo, sino que tenga una especie de costrita por encima.

En ese momento, precalentamos el horno a 150º y los metemos unos 10-12 minutos. Vigilamos en todo momento, porque si nuestro horno caliente más de la cuenta se pueden tostar demasiado. Sacamos del horno y los dejamos enfriar sin retirar del papel (aunque nos entren muchas ganas de quitarlos para verlos!!). Una vez fríos, se despegarán fácilmente del papel.

Con esta cantidad saldrán aproximadamente unos 25-30 macarons, según lo grande que los hagáis. Para el relleno podéis utilizar lo que más os guste: chocolate, frosting de queso, mermelada... En mi caso yo utilicé una sencilla buttercream de vainilla bien esponjosa, que quedó perfecta como relleno. Es cierto que si ponéis algo un poco menos dulce se harán más ligeritos.

Y eso es todo, esta es mi receta perfecta de macarons con merengue italiano y este es mi experiencia con este curioso dulce. Os animo a todos a probarlo, porque como dice mi madre: ´"oye! cuándo vas a hacer otra vez esas galletitas de almendra tan ricas?? parece una tontería, pero hay que ver lo buenas que están!!"... no es lista ni ná!! ;)




BUEN PROVECHO!!!

2 comentarios:

  1. Pues te han quedado de lujo!!!! Unas fotos preciosas y yo también tengo pendiente hacerlos con una receta en condiciones. Me regaló una amiga el molde de leuke, con una receta dentro pero no me convenció el resultado. Así que probaré la tuya que veo que has estudiado el tema a fondo. Ya te contaré.Tienes un blog precioso, un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Carolina!! Me alegro que te guste el blog y las fotos, es todo un halago ;)
      A mi la receta de macarons con merengue italiano me parece muy sencilla y muy rica, anímate y pruébala que seguro que triunfas!! Un beso y gracias por tu comentario ;)

      Eliminar

Gracias por tu comentario!

Kits Fiesta Imprimibles

Sígueme en las Redes

Mi Rincón, Mi Cocina en Facebook Mi Rincón, Mi Cocina en Twitter Mi Rincón, Mi Cocina en Pinterest

Recibe todas las recetas en tu email

Sponsors

Visita mi Blog dentro de los Blogs de Cocina en Coobis.

Qué quieres preparar?

Contacta conmigo

A todos les gustan...

Google+